Mindfulness empresas: Entrénate eficazmente contra el estrés

Hace varios años las empresas comenzaron a tomar en consideración la idea de ofrecer a su personal de alto rango programas contra el estrés. Con la ayuda de asesores y especialistas los programas de mindfulness surgieron con gran aceptación en la Universidad de Massachusetts hace ya 30 años. Hoy en día sus protocolos han sido optimizados y aceptados ampliamente por la comunidad científica y empresarial en pro de la optimización laboral.

Mindfulness ofrece la oportunidad de que cientos de personas se formen en áreas de liderazgo de forma transformadora. La premisa es abrir los ojos de los individuos a una perspectiva amplia y en consonancia con sus emociones, para así relacionarse asertivamente con su entorno.

Cuando hablamos de liderazgo debemos asumir la complejidad que esto representa. Ponerse al frente de todo un equipo de trabajo supone una responsabilidad enorme. Además de lidiar con los compromisos organizacionales y logísticos habituales, es importante el carácter humano que representa el rol. En consecuencia es preciso que el líder tenga la capacidad de interesarse por cada elemento de su equipo de trabajo y fomente un ambiente armónico. Esto supondrá un incremento notable en el valor de las relaciones entre empleados y su desempeño laboral.

La terapia de atención plena llevada a la empresa es un entrenamiento que promueve el desarrollo de herramientas internas enfocadas a la introspección y la observación consciente del interior de cada individuo. Estos recursos brindan la oportunidad de auto-regular el comportamiento y el efecto de los estímulos del ambiente laboral. Mediante estas nuevas herramientas es posible controlar los impulsos y las reacciones por coacción que se desarrollan tras el efecto del estrés. La optimización en la observación interna es la clave para el control emocional y la dirección cognitiva bien enfocada.
¿Qué hace mindfulness empresas frente a un ambiente laboral tenso?

Mindfulness enseña a las personas a detenerse en búsqueda de calma. Mediante una pausa es posible responder de una forma más abierta al cambio y de forma adaptativa. El ciclo reactivo qué generan los trastorno por estrés o ansiedad se disipan, dando claridad al sujeto. Esto supone un entrenamiento mental que permite estar concentrado atentamente en el presente, haciendo lo contrario a lo que sucedería cuñando nos encontramos bajo tensión.

El alto nivel de conciencia alcanzado con mindfulness permite que en recintos laborales los niveles de tensión disminuyan y propicia un ambiente de cooperación. Los individuos que consiguen salir del piloto automático y se hacen participes de su entorno agudizan su capacidad de ver. Esta nueva herramienta aumenta los niveles de empatía y promueve el trabajo en equipo.

Promover mindfulness empresarial arroja grandes resultados:

  • Incrementa la capacidad de los individuos para controlar el estrés.
  • Aumenta la claridad necesaria para tomar decisiones.
  • Incrementa la creatividad en la resolución de problemas.
  • Ayuda a mantener una postura crítica y equilibrada ante las situaciones de conflicto.
  • Reduce de forma intencional las situaciones de estrés.
  • Promueve las relaciones de cooperación y trabajo con propósitos en común.
  • Propicia la creación de hábitos de trabajo saludables.
  • Hace posible experimentar cambios positivos y niveles de armonía emocional.